Etiquetas

Hispánicos y proeuropeos del mundo entero…

El 11 de marzo de 2004 mueren más de 200 personas en Madrid en un atentado terrorista que mata al ganado que se dirige a sus trabajos en cumplimiento de la jornada laboral, Aznar inculpa a ETA, los medios y el PSOE acusan a Al Qaeda: Aznar pierde las elecciones, el terrorista es un grupo de operaciones de la Central de Inteligencia Americana ¿Pero si José María Aznar y el Partido Popular eran los lacayos más fieles y serviles a USA y Gran Bretaña en la Guerra de Irak?
El 17 de julio de 2002 soldados españoles clavaron la bandera en un islote marroquí llamado Perejil, esto acontece porque al sur de Marruecos está la tierra de los sahuaríes –el Sahara Occidental- reclamado por Marruecos y España (qué se retiró en 1975) y aún hoy es tierra de nadie. En la zona hay como no podía ser de otra manera petróleo, el conflicto bilateral comienza cuando Aznar firma concesiones a Repsol a pocos kilómetros de Gibraltar, en aguas que Marruecos considera propias, a lo que el rey Mohamed VI respondió otorgando concesiones de exploración en aguas del Sahara Occidental a la norteamericana Kerr-McGee, subsidiaria de Chevron-Gulf-Texaco, filial de Rockefeller. El conflicto del islote se solucionó con Colin Powell presionando al gobierno de Aznar para que se retirara del mismo, y esto fue antes de la invasión a Irak en marzo de 2003.
James Baker III, que se encuentra administrando la colonia irakí, presentó en Naciones Unidas un plan de descolonización para que el Sahara español goce de autodeterminación pero no de independencia. De aplicarse el plan Baker los recursos económicos quedarían en manos de la corona de Marruecos y por lo tanto en las de Baker y Rockefeller. Aznar el lacayo, sin embargo, buscaba la independencia para poder negociar/desplazar con/a los nómades la extracción del jarabe oscuro fuente de toda energía tonificante para los pulmones de acero del mundo industrial del que España y San Repsol son parte integrante. Ahora algunos podrán sorprenderse: José Luis Rodríguez Zapatero como candidato visitó Marruecos y se expresó públicamente a favor del Plan Baker, política acordada con todo el PSOE en desmedro de España frente a los intereses norteamericanos. La disputa entre corporaciones también era por Guinea Ecuatorial que desde 1997 extrae firme y sostenido (según la International Energy Agency podría haber reservas por el 10% del total de reservas mundiales, lo que iguala con Irak) y aunque se trate de un espejismo en el desierto los abuelitos judíos del oligopolio petrolero y Aznar como representante de negocios de la aún no controlada totalmente por los magos de las finanzas anglo-norteamericanas Repsol (cuestión de la que ya se ha encargado Pedro Solbes, ministro de Finanzas de Zapatero) entraron en disputa por sus respectivas codicias. Guinea Ecuatorial es una ex colonia española y la extracción hoy corre por cuenta de los cerdos que adornan al dictador Teodoro Obiang –cuenta bancaria de 600 millones de dólares en el Riggs Bank de Washington-, entonces José María Aznar el fascista contacta en Madrid al enemigo de Obiang, Severo Moto, para organizar un golpe de estado, el cual fracasa, el 8 de marzo de 2004 tres días antes del atentado en Atocha y seis días antes de las elecciones presidenciales, y fracasa porque la CIA y el MI-6 británico lo desbaratan gracias a los servicios de Mark Thatcher –hijo de Marge y doble agente espía- desde Zimbabwe, el país en donde se detuvo a los mercenarios que iban a Guinea y a Thatcher que luego fue liberado. Las encuestas para el 14 de marzo (hace ahora 4 años) daban ganador a Aznar, pero ganó el doble agente de la mirada positiva Rodríguez Zapatero, mientras que nunca se confirmó fehacientemente quién puso las bombas que Aznar insistía eran de ETA. Así que luego de invadir Irak, la invasión fue a España y no a Venezuela que es un país que España controla por más alto que Hugo Chávez eleve su voz. Ahora está más claro que el socialismo y sus lacayos no son problema alguno. EL NÚCLEO DURO DEL PROBLEMA POR GUERRA Y ENERGÍA SIGUE SIENDO EL ODIADO NACIONALISMO. A VOTAR ESPAÑOLES Y MUCHA SUERTE CON EL PRÓXIMO PERÍODO.

No se trata sólo de un muro el doble de alto y con alambres de púas o electrificados para los africanos que emigran, Zapatero es peor que Aznar en todo sentido.

IX de III de MMVIII.

Anuncios