Dicen las paredes en Martínez, si en Martínez, en San Isidro (de la poca sabiduría de clase media que aún queda):

Macri = Buitres, Milicos y Hambre

Macri, Cambiemos radicales por liberales radicales y los PROMierda y su pueblo de egoístas;
Los Buitres financieros y judíos se quedan con Territorio patagónico nacional para 2019;
Milicos pobres, necios, violentos, educados en el odio y el egoísmo, con infancias brutas y mezquinas, golpeando pobres y trabajadores que harían lo mismo si les invertimos los papeles, bípedos idiotas tan idiotas como sus padres que los maltrataron y con ansias de un Orden imposible, escoria humana de los Siglos;
Hambre para todos y para todas y para los transexuales también, que la falta de comestibles y energéticos no es una cuestión de género, torpes transgénero, torpes tresgeneros.

Los PROMierda son nuestra otra simétrica lateral cara y faz. Somos ellos mismos y malditos sean y seamos empezando por nuestros mismos personales conjuntos de compuestos bioquímicos: monos abyectos. El Teorema de imposibilidad de Arrow conduciendo todas nuestras binarias y políticas decisiones. Simios imbéciles.
Sangre, Mugre y Mierda, la misma mugre de los años ’70 que sigue acá unos 4 decenios después y no se evaporara sol tras sol. Que continuará en nuestra descendencia de no mediar intervención superhumana…

globos y globitos

y el que votó globos recibirá globos (dicen los papeles pegados en las paredes de Beccar)

Anuncios